Usted gana

La verdad es que este año (escolar) llegué con toda ilusión, a su clase, de entender, de sobrellevar, y de tolerar la rigidez que exige –si exige- su clase, pues la química y yo, no hemos tenido una relación desde el principio, entre este estira y afloja he perdido muchas veces, el gusto de aprender. Pues me parece que las cosas deben ser por gusto +mas que por obligación. Tal vez, a lo largo de su gran carrera en la docencia, ha olvidado lo que es ser estudiante, de lo que es dormir dos horas todos los días, y los fines de semana guardar los sueños en un cajón para terminar la tarea.

Los sueños, son lo que nos mueve para seguir adelante, pero los míos no se limitan a ser el número de cuenta 304227055 del grupo 562 que tiene una calificación aprobatoria superior a 6 para exentar una materia.

No soy un número.

Si, definitivamente usted olvido lo que hay detrás de una cara de una alumna a la que no deja entrar pese haber subido corriendo hasta su aula. Ya se le olvidó lo que es enfermarse para terminar una tarea, cada quién entrega lo que puede, su mejor esfuerzo. ¿Ya olvido a ese maestro que le hizo la vida imposible?

Seguramente se tomó muy en serio eso de “quién te quiere te hará sufrir”. Un buen maestro o mal maestro es aquel que no solo aquel quién te dicta el programa de estudios, sino que se interesa en ti. Lo sé, me encontraré por desgracia más personas como usted, de hecho vivo con ellas, ya he tenido suficiente, así que, prefiero un examen extraordinario que terminar el año con el mismo resultado…

Prefiero vivir así, que soportarla.

¿Me estoy dando por vencida? No solamente quiero conservar mi salud, pues sus tareas van cinco veces que hacen que se me bajé muchísimo la presión. Es por salud, solamente. Ya habrá momentos más adelante en que tenga que enfrentar a mis “temores” y mis odios, pero ahora no lo es.

Así que, usted gana punto.

Por cierto, ya no necesito más stress, sino simplemente vivir para hacer lo que quiero, y usted no se encuentra entre mis planes, y mucho menos, en las personas que me interesan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *