Confesiones por culpa de una pista de baile

Ayer pasaron una cantidad insólita de cosas estúpidas en casa, desde descubir que neta, le importa un pepino a mi papá lo que pueda hacer con mi aún no iniciada carrera como Dj. No importa, no importa que a la estúpida de mi hermana le compren los discos que yo SI necesito, si todo como sale planeado…
Cuando sea grande definitivamente quiero ser como ella.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *