Originalmente

Iba a destilar mala vibra -para variar- de mi insulsa vida, pero Sandy me dejo un comment que no pienso desperdiciar:
caray, cómo te gusta el plagio. 1. la teoria de que dios es gay la dije yo. 2 quien empezo de enferma con darren tambien fui yo. 3. la que era fan enferma tambien fui yo. insisto, cómo te gusta el plagio caramba
La neta si, mi coratzon, pero te jodes, tu eres la que me metió en esto, más que el negro, más que toda la banda a la que queremos un chingo, si tienes toda la boca llena de dientes y razón, pues si, me he plagiado un chingo de madres, y tú eres a quién más le pirateado cosas, pues después de todo este tiempo de conocernos, si lo digo, me cae de madre que nadie me la cree, eres mi mejor amiga, seguida peligrosamente de Angie y Gaby, por eso somos el cuarteto de la muerte.
Ciertamente el autografo que tengo on line, te lo chingue a la mala, porque tenías dos, aunque Ferry ya me había firmado la bonita playera, pero te recuerdo que a mi me lo quitaron, ni hablar, así que te chingas.
Pero con todo, Gracias por estos doce años de estarme aguantando, con todo y que de repente me odies, con las miles de mentadas de madre que solemos proferir por segundo, te quiero un chingo y dos montones…
Volviendo a mi mala vibra y al plagio:
En este pedo de los blogs, en el que llevo metida como tres años tanto como fan como bloggera, no hay día en qué no me despierte pensando en “¿Qué voy a postear hoy” De repente, no posteo ni madres, y otros posteo en exceso.

Tengo la muy mala costumbre de pensar y me clavo en las tarugadas que rondan en mi mente, como conquistar el mundo, ser Dj, seguir escribiendo en este blog, las broncas con mis amigas, que de repente se les olvida que somos amigas, y que si van a hacer berrinche lo hagan pero diciendo el bendito por qué.

Y en este momento, leyendo el post de Mariana H en Dixo llamado señores pasajeros, escuchando a la Spice Girls (les recuerdo que sigo y seguiré siendo bien fresa) para tratar de no soportar los berridos de mi madre que parece que dicen algo así cómo “eres una malagradecida, huevona, pinche analfabeta, etc.” aderezada con un “yo soy la que paga todos tus gastos, la que más gasta en la casa, tu padre es un inútil mantenido” eeen fin, cosas de pura finísima persona que es la cosa que me parió, con la que comparto los genes, que me mantiene algunos vicios, Y NADA MÀS pues definitivamente a quién le debo el alma, técnicamente no existe.

Técnicamente, pues sin conocerla, se qué anda conmigo y no me deja sola para caer en la tentación del asesinato, no existirá tal y como los humanos esperamos que algo exista, pero sin entenderlo sabemos que “hay algo” pero no sabemos qué. Bueno, pues así es cómo imagino a mi verdadera jefa, y no la cosa que me parió.

Regresando al tema, leyendo el post de Mariana H, que si estuviera en el Podcast Show, sería sin duda alguna parte de “me zurro el culo”. Plagiándomela literalmente:

“Hay varios tipos de personas que, por el simple hecho de ser lo que son, detesto. Entre ellos están, por ejemplo, los directores de escuelas primarias, los gueyes de seguridad, y los que atienden en los mostradores de líneas aéreas y en general el personal de los aeropuertos. Esta gente lo que tiene son, básicamente tus guevos. Es decir, te tienen de los guevos porque, directa o indirectamente, dependes de ellos para lograr tus objetivos…
Esta gente es como autómata, tienen como tres neuronas que ocupan para memorizarse un choro absurdo de “el reglamento” (cabe para directores y seguridad también) y no hay mucho que puedas hacer.”

Entre que me botaba de la risa, de esa medio incomoda por que lo entiendes pero si a la perfección. Comparto la opinión de la H. ME ZURRAN EL CULO ESE TIPO DE PERSONAS. Por esa misma razón, tienen como tres neuronas que ocupan para memorizarse un choro absurdo de “el reglamento” Y vine al caso pues, la cosa que me parió y me mantiene los vicios es directora de escuela, y maestra de biología. Y tiene toda la razón, obvio la H.
Y no deja de chingar con qué la desvelo por las noches, y qué por que no le explico los planes de mi vida, que porque soy una desconsiderada que se la pasa escuchando todo el día música, aprendiendo otros idiomas, que si lo hago para irme al otro lado a trabajar. NO LA SOPORTO. Y ni crean que esto es nuevo, o es culpa de las pinches hormonas, ni madres, desde que tengo uso de razón la he despreciado con toda mi alma, precisamente porque siempre he tenido la mala costumbre de pensar, y no me gusta hacer las cosas que hace “la gente decente”, y la vieja insiste que como no soy normal, o mejor dicho “como la gente decente” estoy mal, que no voy a poder manterme en el futuro y que si no soy MAESTRA DE ESCUELA (háganme ustedes el chingado favor) no voy a ser nada en la vida.
Qué porqué no pienso que Carlos Cuahtemoc Sánchez es un genio, un maestro, una luz en el camino que seguir soy una basura como persona. Si, claro.
Qué porque no me trago las pendejadas que ve en la tele de una mamada que se llama pare de sufrir, soy una hereje
Ese punto de hereje, estoy completamente de acuerdo, pues no estoy ni tantito de acuerdo con los dogmas de la Iglesia católica y sus compinches o imitaciones como la anterior. El punto es que mi madre, es maestra de primaria, y para colmo directora, y para rematar maestra de Biología de secundaria, sinceramente compadezco a las pobres almas que ha corrompido en las aulas, con sandeces como “ El SIDA se te pega si te pica un mosquito que pico a alguien infectado”.
No entiendo, pero imagino, que estupideces habré hecho en el pasado, de verdad tuve que haber sido pariente de Hitler, o haber destruido toda Grecia para merecerme esto. Pero, solamente, me queda el consuelo de la venganza, la sangre con la que me pagarán todos aquellos que me la deben, y que ni siquiera me voy a manchar mis adorables y ponzoñosas garras, pues la ley del Karma, en mi vida, hace algo muy raro, lo llamamos el prepago, todo te lo cobran por adelantado pero después te espera una sorpresa de esas en las que se te caen los calzones y no puedes ni volvértelos a subir de la impresión .
Estoy de acuerdo con que no entienda que es un Dj, pero lo que si no soporto, es que me quiera imponer pendejadas, perdón PENDEJADAS, como slogan de vida, no puedo, simplemente no soy como el resto de los miserables gusanos que me rodean y aceptan “su realidá”. Me gusta hacer lo que quiero, tirarme horas a pensar en mis “tarugadas”, sentir con cada célula de mi raro ser los beats de la música, y seguir soñando, por el momento, que algún día me tocará hacer lo mismo a mi, es decir, crear esos sonidos que en la vida de alguien le harán sentir bien rico.
Y si, adivinaron, la etiqueta de este post, será sin duda alguna, plagiado del podcast show, me zurró el culo. Pues no hay nadie que logré sacarme más rápido de mis cabales que la cosa que me parió, y que la última cosa que salió de su boca es que no va a pagar la reparación de el ya bien conocido Darren 2.4, por sus guevos, y porque tiene mi vida en sus manos. Qué no necesito un juguete como ese. No importa que es el amor de mi vida, no, no importa. No importa, que por eso estoy escribiendo esto en la máquina de mi hermana y por eso estoy chingando de este lado de la casa, no, no importa. No importa que ella prometió que lo iba a pagar, no, no importa. No importa que me le salí del asqueroso huacal desde el momento en que lloré por primera vez, no, no importa. No importa que, como sea, y contra quien sea voy a acabar siendo Dj, no, no importa.

No importa que este post, ya se acabó, no, no importa. Porque ni mi veneno ni mi vida se han terminado.

Fondo al término de este post: Lovestory, Layo & Bushwacka, remix de Tim Deluxe.
¿Serán ironías del Destino, del ordenador de mi can, o simplemente que me saldré con la mía?
Quién sabe, pues mis parientes en Delfos no quieren soltarme la sopa, quieren, que ponga cara de pendeja cuando me caigan con LA sorpresa.

Y como sigo sin tener la más puta idea de como ponerle músiquita a este, su blog de confianza, aqui les dejo esto, directamente plagiado de You Tube, You used to hold me, de Ralphie Rosario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *