Juegos extraños

Son los que juegan mis parientes del Olimpo, me cae de madres, hace unos días me estaba quejando de sentirme solita en este extraño mundo, especialmente porque mis inclinaciones acerca de la música electrónica, están muy cabronas, ergo, cuesta trabajo encontrar gente que este igual de enfermita que yo por el asunto. Luego entonces, y siendo humana, para mi desgracia busco pertenecer a algo o de menos encontrar a otros de mi tribu para poder chismear de las mismas cosas, buscando diferencias también, que enriquezcan más mis dos neuronas además de mi biblioteca musical.

De la nada calló y ahora estoy feliz, contenta bailando por todos lados, y con una sonrisota casi de orgasmo que no se explican en mi casa. Pues finalmente me llevaron al lugar indicado.

Extraños son los juegos de mis parientes del Olimpo, pero parece ser que las piezas, finalmente, se están acomodando a mi favor, y nada más por eso. Hoy se me antoja compartirles una rolita que me prende mucho, y precisamente trata de toda la sarta de pendejadas que les estoy diciendo… Belive de Jocelyn Brown, ojalá la disfruten tanto como yo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *