Archivo de la etiqueta: Be Tronic

Minerva o Atenea 11 años es

Me pega y sabroso.  Este blog, hoy cumple una década más uno on line.  Hace unos meses cumplí 28 años, la edad que le dije a Blogger -cuando este changarro aún estaba en blogger- que tenía para que me dejara escribir a gusto mis tarugadas.

En este tiempo, me he divertido como enana y he probado cosas que ni me atreví a soñar cuando era ternurita de adolescente que se sentaba a escribir en el parque en lugar de entrar a su espantosa clase de Matemáticas IV.  Me pega saber que ya pasaron 13 años desde que entre a la preparatoria. Que mi sobrina más grande tiene un año menos que este blog.  Que se han ido personas importantes de mi vida, y ya no me duele dejarlas atrás, o allá dónde me están esperando cuando se acabe esta existencia humana.  En 2 años voy a cumplir 30 años… verga.

Mi balance de vida no va nada mal, estoy bien feliz de haberme salido con la mía en las cosas que siempre he querido hacer, hay otras en las que voy extraordinariamente lenta, especialmente en las personales, pero,  la verdad, es que soy reacia al cambio, no me gusta para nada darme cuenta que las cosas cambiaron radicalmente, termino por adaptarme pero, no, no me fascina.

Mis papás me pusieron Minerva, supongo que un nombre así de fuerte tiene un peso que me hará muy fuerte si, pero ¡Ah que bruto! Como me ha costado berrinches para adaptarme a los cambios.  Be Tronic, mi pequeña criatura va por su tercer año de operación como revista digital en Septiembre. Hace un año que no le contesto un solo mail a alguien que me enseñó mucho de la vida y de los show biz, pero que también me causo mucho daño emocional, físico y hasta económico. Osea, en resumidas cuentas lento, pero he ido adaptándome a las nuevas circunstancias.

Hay nuevos minions en la redacción de Be Tronic, me parece increíble como una pequeña variación de edad hace la diferencia entre experiencias.  Ellos no vieron en operación un monster club como el Root’s Magic Club que era como segundo hogar. Pero si les ha tocado la fiebre del festival electrónico en México. Sin contar que sus ídolos djs me parecen lamentables. Pero bueno, a mi si me ha tocado carne de calidad que ellos o bien o no han descubierto o simplemente no les va a tocar.

11 años de mi vida dedicados a escribir en este rincón de  Internet que representan:

    • 1 371 posts. Si estuvieran impresas sin problema serían más de una tesis universitaria.
    • Haber trabajado en la empresa en la que siempre quise estar al lado del que fue mi mejor amigo, maestro y el hermano mayor que la vida me puso el tiempo necesario para aprender lo que necesitaba de él: Benjamin Hernandez “B-jay”
    • Ser la fuente para un libro, no, no estoy exagerando a las pruebas me remito.Media soundPor cierto lo pueden comprar aquí. 
    • Escribir para Dj Mag México mientras existió y haber hecho entrevistas como esta, que no están ustedes para saberlo  pero es de mis trofeos de guerra más apreciados. IMG_20140819_140848 IMG_20140819_140929 (2) IMG_20140819_141045 (1)
    • Pase de ser la fan que se tomaba fotos con su dj favorito, a ser quién los entrevistara. photo_2015-08-18_01-15-48Entrevista Chus and Ceballos
    • Ver mi nombre en grande en la pantalla de los proyectos que más he querido en esta vida.

  • Recordar mi historia cada que me haga falta a través de la que fui  en mis propias palabras
  • Ayudar a crecer a mis criaturitas del señor. Más de uno ya está haciendo las suyas solo en esta viña del señor que le llaman música electrónica y en grande.

De este blog, han salido las ideas y sueños más descabellados, que alguien oportunamente me ha ayudado para hacerlo realidad.  Pero en más de una década  tengo una deuda pendiente, una fiesta en forma para celebrar la vida de este, mi proyecto más antiguo en la vida y es hora de remediarlo.

 

Muchas veces me han preguntado quién soy. Solo una clubber y melomana confesa. Blogger que padece seriamente de sus facultades mentales. Que ama con locura y con pasión haber sido y continuar siendo parte de la evolución de la música electrónica en México.

En 1987 nací yo, en hospital de Lindavista. Este blog también nació allí junto con muchos de los sueños que he tenido en placer de ver hacerse realidad. Falta mucho, verdaderamente muchísimo para crear una autentica escena electrónica en México, pero dentro de todo me alegra mucho saber que desde hace más de una década he puesto mi granito de´arena para construir lo que las siguientes generaciones van a poder disfrutar.

Pero mientras eso ocurre Minerva o Atenea 11 años es y a mucha honra.

Sueños

No sé si he tenido mucha suerte, o simplemente he sido lo suficientemente terca como para lograr salirme con la mía a lo largo de los años.  La verdad no soy de esas personas que puede hacer algo que no le gusta por dinero o porque socialmente es correcto. A veces me pregunto como hay gente capaz de guardar sus sueños en una bolsa sin siquiera haber intentado una vez convertirlos en realidad.

¿Cómo se deja la pasión de ser quién eres por encajar en un modelo social?

No me vean a mi, no tengo la respuesta, si algo NO soy es de esas que deja de hacer algo nada más porque los demás dicen que no es correcto.

Este año uno de mis más grandes sueños está tomando forma, de la mano de un gran equipo en proceso de formación.  Viendo un momento hacía atrás en mis cada vez  más escasos momentos de ocio, un amigo en facebook  por casualidad dio con una de esas rolas que rompieron para siempre el esquema de lo que quería hacer de mi vida.

Corría  el año 2002,  a mis entonces 13 años -aunque no parezca solo tengo 25 años- me acaba de dar cuenta que eso que en las estaciones de Grupo Radio Centro le decían pop era en realidad música electrónica. Fascinada con mi descubrimiento hacía hasta lo imposible por comprar cuanta revista especializada internacional hubiera del tema. Evidentemente en ese entonces, estaba pegada casi todo el día a W FM 96.9 FrecuenciAdictiva, saturandome de música electrónica de todos los sabores y presentaciones.

Si la memoria no me falla ese año pero en mayo-junio vino una vez más David Morales, y como era ya costumbre, fue a que lo entrevistarán a esa estación que aún extraño, la entrevista estaba a cargo de Alejandro Franco y de Salvador Leal.  Después de que Morales contará parte de su muy larga discografía al aire, y explicar de alguna forma porque había hecho tantos remixes a los artistas que me gustaban en este momento, en algún corte musical sonó esta rola.

Mientras procesaba lo que acaba de escuchar de boca del mismo David Morales, (si no lo conoce google rigth now), me di cuenta que estaba frente al gran amor de mi vida.  No ese del príncipe azul papanatas que venden los de Disney, si no al de a deveras. Al que sería el motor de muchas de mis más grandes victorias pero también, el que estaría ahí frente a las derrotas. Ironías de la vida, esta es de las muy pocas rolas cuyos nombres no se me quedaron grabados de memoria.

Como dije párrafos más arriba, un amigo en facebook minutos antes de que escribiera este post me pasó esta rola que estuvo perdida para mi durante casi una década.

No creo en el Dios judeocristiano,  y quisiera decir que no creo en nada, pero la verdad es el que el Destino se ha empeñado en que crea en él y ocasionalmente. En esa época también que no sabía como ni cuando, pero un día iba a formar junto con el equipo adecuado de trabajo algo que pudiera reflejar ese primer encuentro con el amor de mi vida. Hoy, con orgullo puedo decir que lo encontrado y que ese proyecto ya no es más un sueño si no una realidad cotidiana que seguramente invadirá muy pronto muchos timelines en facebook, en twitter, y a través de otros medios más ortodoxos.

Ese proyecto se llama Be Tronic, y lo pueden ir a manosear en www.betronicmusic.com