Esta lloviendo

Y eso me hace asquerosamente feliz, pues me recuerda que se acerca mi cumpleaños, que soy la más pequeña del cuarteto de la muerte, y que ya se acercan mis regalos. Seré una hija de la chingada, pero hay cosas que todavía me conmueven como el sonido de la lluvia, el olor de mi chocolate, Darren 2.4 funcionando después de un año en coma, la mirada de mi gata exigiendo más comida, y los recuerdos que me preceden, que entre que me atormentan y que me sacan una sonrisa. A cuatro años de la muerte de ya saben quién (W FM FrecuenciAdictiva por si usted es nuevo en este blog) sigo recordando día con día, cada una de las 18 horas que pasaba pegada a mi radio.

Las mamadas de Andres Manuel en el 2003 y su complo’, y como esas mamadas dividieron aún más la familia consanguínea abiertamente disfuncional a la que pertenezco.

Los recuerdos se entremezclan, y casi me hacen llorar, de pena, de risa, de tristeza.

Hay quienes se han ido, y quienes regresan a mi vida, y otros que por más que lo intento siguen ahí, para estar chingando.

La lluvia me relaja, y hoy, en mi día de huelga aún más, pues imagino, como será la lluvia, rayando en tormenta en mi cumpleaños, es bonita tradición que caiga un aguacero, y eso, de verdad me pone de buenas.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.